Un portero se casa por la mañana y por la tarde juega, y gana, la semifinal de Copa con su equipo

Pocos compromisos son más importantes que el que adquiere una pareja cuando decide dar el paso de casarse. El día de una boda es inolvidable, y se deja todo lo demás a un lado… excepto si eres el portero titular de un equipo de fútbol que quiere dar la campanada.

Es lo que pasó con Luke Borean, portero del Queensland Lions de Australia. El cancerbero tenía reservada la fecha del sábado 21 para pasar por el altar junto a su novia, Ellen Hepburn. pero no contaba con que su equipo le iba a necesitar para disputar la semifinal de la Copa.

Desde la semana previa, su entrenador se mostró comprensivo y daba por hecho que no iba a poder alinear a su portero titular. Al fin y al cabo, era su boda. Sólo le pidió que, por favor, fuese a los entrenamientos la semana antes para ayudar al portero suplente. “Apareció con bastante tranquilidad en el entrenamiento el martes y le dije que lo necesitaría para ayudar a preparar (al portero suplente) Ryan Murphy para el partido. Él solo dijo: ‘Ah, no te preocupes por eso, Sime, está bajo control'”, admite el entrenador de los Lions, Darren Sime, a ABC News.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *